Fetiches: Dale rienda suelta a tu imaginación…

  • por

Si su pareja quiere que a la hora de tener relaciones sexuales le hable con palabras eróticas, se ponga una prenda de vestir particular, grite, use tacones, baile, cante o practique sadomasoquismo; usted puede estar experimentando algún tipo de fetiche.

El fetichismo es cualquier tipo de adorno o situación que genere placer en la cama como alternativa para escapar de la rutina y reavivar el estímulo generando mayor placer.

Los especialistas explican que no todo el mundo tiene el mismo fetiche, porque uno lo descubre en el otro y va a depender de las características físicas y sexuales de cada individuo. “Las personas sin estar buscándolo descubren que ver o tocar algo le genera mayor estimulación”.

El fetiche sexual puede incluirse en la relación luego de que se descubre y comienza a instaurarse con el consentimiento de ambos. El peligro entra en escena cuando se convierte en una fijación: “Que no exista manera ni forma, de que la persona llegue a la excitación sin realizar el fetiche. Si es la única alternativa, entonces se convierte en una patología”, detalló.

En Amordidas Sexshop existe una gran variedad de juguetes sexuales destinados al fetichismo: disfraces, antifaces, lencería para hombres y mujeres, látigos, cosquilleros, esposas para amarrar a la pareja, columpios, muebles de posiciones y mucho más.

«Tomar prestadas algunas ideas puede expandir tu repertorio sexual». «Probar con comportamientos considerados fetiche puede ayudarte a tener una definición más amplia de lo que es el sexo, incrementar tu habilidad de excitarte con nuevos estímulos y ser un mejor amante. Todas estas cosas traen más felicidad y más orgasmos«.

Aunque es una conducta inofensiva y no se considera como una enfermedad, aberración o trastorno, hay que estar alerta para evitar que se convierta en una patología. En el acto sexual la mayor parte de los fetiches son promocionados por los hombres y está relacionado con las fantasías sexuales.

Fetiches como arroz. Científicamente los expertos han determinado una gran cantidad de comportamientos fetichistas como el cuero; que es quizá uno de los más populares en tiendas y clubes nocturnos, donde mujeres modelan este tipo de trajes. También están los pies, que, aunque algunos no les prestan atención tiene gran cantidad de nervios que producen sensaciones a la hora de la excitación. Los tacones también toman la delantera en este tema; una mujer entaconada puede resultar muy excitante para algunos hombres incluso sobre la cama.

En el caso de las mujeres los fetiches tienden a ser los bigotes, barbas y el vello; puede ser un cuerpo peludo o depilado. Este último es el preferido por ellas y ha llevado a que muchos hombres tienden a depilarse el cuerpo completo.

Este tipo de actividad puede asociarse con fantasías sexuales varoniles en una sociedad machista donde los roles de dominación en la cama los ejercen los hombres, pero cada vez toma más fuerza que las mujeres exijan ser atendidas, consentidas y exploradas para satisfacer su deseo. En foros de internet y páginas web se ve que el principal fetiche de los hombres es que la mujer lo domine en la cama. Así que ahora toca descubrir cuál es el fetiche de tu pareja.

«El fetiche puede ayudar a que las personas estén presentes en el momento y descubran lo que les gusta en la cama».  «También brinda variedad y amplía sus definiciones de sexo».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.